La libertad económica cae en Estados Unidos, según un informe global

Las políticas pandémicas de 2020 aplastaron la libertad económica en Estados Unidos.

Se publicó  el Índice de Libertad Económica del Mundo de 2022 del Instituto Fraser. El informe de este año abarca el año 2020. El desarrollo del índice fue dirigido por el Dr. James Gwartney a finales de los años ochenta y principios de los noventa como una forma de medir la libertad económica de cada país.

Los países se clasifican en función de varias categorías y se sitúan en cuatro grupos (cuartiles) que van desde el "más libre" al "menos libre".

El índice calcula la puntuación cada año desde 2000, y en intervalos de cinco años desde 1970. El índice califica a 165 jurisdicciones en el informe más reciente.

El informe del año 2020 es una mala noticia para los amantes de la libertad en Estados Unidos. Estados Unidos ha caído en la clasificación desde el sexto país más libre económicamente hasta el séptimo. Y aunque esa caída representa sólo bajar un puesto, el descenso real de la libertad económica es bastante grande.

Medición de la libertad económica

Para entender por qué la libertad económica está cayendo en EE.UU., tenemos que considerar cómo los autores del índice miden la libertad económica. Para ello, tienen en cuenta cinco categorías. (Los lectores interesados en una metodología detallada pueden consultar el sitio web del Instituto Fraser).

1. Tamaño de gobierno

La primera categoría es el tamaño de gobierno. La lógica es sencilla: cuantos más recursos estén controlados por el gobierno, menos podrán los individuos acceder a los recursos libremente. La categoría mide el tamaño de gobierno observando los impuestos del gobierno, el gasto y la cantidad de industria controlada por el gobierno, entre otras cosas.

En esta categoría, EE.UU. descendió en libertad. El índice mide cada categoría del 1 al 10. Obtener una puntuación de 10 significa que tu país es lo más libre posible para esa medida. En otras palabras, un "10" en la categoría de tamaño de gobierno significaría que tiene un gobierno relativamente pequeño. Un "1" significaría que el gobierno gasta y grava a niveles muy altos.

En esta categoría, Estados Unidos ha pasado de una puntuación de 7,32 a 6,79. Se trata de un descenso de más de medio punto que es muy significativo para una escala de 10 puntos. El gobierno aumentó su tamaño de manera significativa de 2019 a 2020 debido, en parte, a los aumentos masivos del gasto.

2. Sistema legal y derechos de propiedad

Es fundamental para la libertad económica la capacidad de los individuos de confiar en los tribunales de justicia para tomar decisiones imparciales relacionadas con las disputas de propiedad. La medida en que el gobierno puede hacer cumplir los derechos de propiedad y los contratos de manera imparcial es clave para la libertad económica.

¿Cómo le fue a EE.UU. en este aspecto? En un año, EE.UU. no tuvo muchos cambios. La puntuación del sistema legal bajó ligeramente, de 7,64 a 7,56.

3. Acceso a dinero sólido

Los autores del índice reconocen que un aspecto clave de los derechos de propiedad es el acceso a una moneda que permita el intercambio. Cuando el gobierno impide el acceso a monedas sólidas y aplica políticas que hacen que el valor de una moneda nacional fluctúe salvajemente, está obstaculizando el acceso a dinero sólido e impidiendo el intercambio mutuamente beneficioso.

Los autores miden las variaciones de la oferta monetaria, las variables de inflación y el acceso a las monedas extranjeras

Estados Unidos se encuentra históricamente muy alto en esta medida. El hecho de que el dólar estadounidense sea la moneda de reserva del mundo debería decirnos algo sobre su solidez. En 2020, la puntuación de la solidez monetaria cayó de 9,75 a 9,63.

Esto puede parecer un cambio pequeño, pero los lectores deben tener en cuenta que esta puntuación es para 2020, antes de que comenzara la inflación masiva. La rápida expansión de la moneda estadounidense comenzó en 2020 pero no concluyó hasta marzo de 2022. Por lo tanto, aunque esta disminución está recogiendo ciertamente parte de la expansión monetaria de 2020, la alta inflación que estamos experimentando y la continua impresión de dinero en 2021 no se tendrán en cuenta hasta los próximos años.

Una última cosa a tener en cuenta es que, aunque esto parece una pequeña disminución, la puntuación de dinero sólido para los Estados Unidos no ha sido tan baja desde 2009, el comienzo de la crisis financiera.

4. Libertad para comerciar internacionalmente

La libertad económica incluye la capacidad de intercambiar bienes de manera voluntaria con quien quieras, independientemente de las fronteras nacionales. Los economistas reconocen desde hace tiempo las ganancias que derivan de la especialización que permite el comercio internacional.

Los aranceles, las cuotas y otras restricciones al comercio internacional se consideran en esta categoría. Una vez más, EE.UU. registró un ligero descenso en la libertad económica en este apartado, con una puntuación que pasó de 7,83 a 7,77.

Aunque leve, este descenso forma parte de una tendencia mucho más amplia y prolongada en la que EE.UU. ha descendido desde una puntuación de 8,81 en 2000.

5. Regulación

La última categoría del índice es la regulación. Las leyes de regulación laborales, las restricciones a la movilidad del capital (como la inversión) y las engorrosas leyes de concesión de licencias son una barrera para un mercado verdaderamente libre. Las leyes que hacen que ciertos contratos sean ilegales debido a sus términos o a las supuestas calificaciones de los participantes son barreras para el comercio voluntario.

En esta categoría, al igual que en la de tamaño de gobierno, es donde Estados Unidos cayó en picada. De 2019 a 2020, Estados Unidos cayó de una puntuación de 8,68 a 8,11. Este fuerte descenso, de más de medio punto, representa un aumento masivo de las regulaciones.

De hecho, se trata del mayor aumento de regulaciones en un año en EEUU en este siglo, según la clasificación del Índice de Libertad Económica.

El hecho de que EE.UU. se haya vuelto mucho menos libre en las áreas de "tamaño de gobierno" y "regulación" en 2020 no debería ser una sorpresa. El despliegue de políticas de gasto masivo por el COVID-19 y la interferencia del gobierno en la industria a lo largo de 2020 representó un gran crecimiento del gobierno que los futuros contribuyentes sentirán durante años.

Al mismo tiempo, las regulaciones de las empresas aumentaron mientras el gobierno intentaba usar su poder para detener el COVID.

El autor del índice, el Dr. Gwartney, lo expresó de forma concreta al decir que "la gente seguirá debatiendo la idoneidad de las políticas contra la pandemia, pero no hay duda de que redujeron la libertad económica. El peligro ahora es que muchas de estas políticas sigan vigentes en el futuro".

¿Por qué la libertad económica?

Un lector crítico podría preguntarse por qué importa esto. ¿Cuál es el problema si la libertad económica disminuye?

En teoría, el argumento a favor de la libertad es claro. Cuando las personas son libres de poseer e intercambiar bienes, trabajan para mejorar el valor de su propiedad. Permitir el intercambio permite a los individuos cambiar cosas que valoran menos por otras que valoran más.

Hay mucho que decir sobre por qué los mercados libres son buenos en teoría, pero el Índice de Libertad Económica también señala que los países más libres obtienen mejores resultados en la práctica. En otras palabras, la teoría funciona.

Los autores constatan sistemáticamente que los países "más libres" son más ricos, viven más tiempo, tienen más derechos civiles y están más alfabetizados. Además, los más pobres de los países más libres económicamente son más ricos que los más pobres de los países menos libres. En otras palabras, la libertad económica no sólo es buena para los ricos.

Los críticos pueden argumentar que el hecho de que los países más libres estén mejor en todos estos márgenes no prueba que la libertad sea la causa, pero cuando se combina con una teoría lógicamente consistente de por qué la libertad económica conduce al crecimiento económico, hay un caso muy sólido de que la libertad económica es la causa.